Bien pagao’

Sí, aunque intento revisarlas la mayoría de las veces, yo también acepto la política de privacidad sin leerlas. No hay que sentirse mal por ello. Te han hecho creer en la idea de privacidad (que como tal surge a mediados del siglo XX) y propiedad (más antigua pero que adquiere su concepto actual en la Revolución Industrial del siglo XVIII) con el objetivo de instaurar en tu cerebro que todo se compra y se vende. Pero déjame decirte que eso no es tan así como nos lo quieren hacer creer. Como bien dice una de mis hermanas: «Si te acostumbras a incluir en tu discurso las palabras todo, nada, nadie, nunca y siempre; créeme que incurrirás en la mentira fácilmente» y en estos casos el gran perjudicado – que no el único- es uno mismo.

La ciencia no es exacta

«Y tú, ¿cuánto cobras? ¿Por eso te pagan bien? Oye, ¿cuánto te ha costado esto?» Hablar de dinero no es elegante. O eso recuerdo decía mi abuela, que hablar de dinero era de «mal gusto». Hoy por desgracia todo se mide en esta variable. Vivimos en una sociedad altamente consumista en la que «ser del taco» ha cobrado demasiado protagonismo.

Valoramos no solo las cosas, sino también a las personas. Y lo hacemos conforme a la utilidad que nos prestan. Y yo me pregunto, ¿desde cuándo hemos confundido lo valioso con lo útil?

¿Hemos, acaso, olvidado que todas las personas somos valiosas en cualesquiera de las circunstancias? Esta pregunta me la formulo cuando se pone sobre la mesa una aberración disfrazada de derecho.

¿La ciencia es exacta?

He conocido casos de mujeres que han seguido adelante con su embarazo. Lo hicieron contra la recomendación médica de abortar a su hijo que venía con una anomalía. ¿Sabéis qué? Muchos de esos niños nacieron sin problema alguno.  ¿Matar a un niño sano está mal pero si está enfermo está bien? Eso lo dejo al lector.

¿Cuánto dejamos hacer a la ciencia, que aunque se empeña en decir lo contrario, no siempre es exacta?

Ahora vemos como en vez de dotar a los centros sanitarios de más profesionales, especialización y recursos para la unidad del dolor y los cuidados paliativos te sacan una ley para matar al enfermo y al que sufre. Y lo hacen en contra de la profesión médica (aquí la nota de prensa conjunta de Médicos, Odontólogos y Farmaceúticos sobre el proyecto de Ley de Eutanasia).

Un sector de la sociedad habla de la eutanasia como muerte digna por haber sido testigos del sufrimiento sin paliativos de sus seres queridos. El dolor  sin ser tratado, sin ser acompañado, cuidado ni aliviado nos convertirá en una sociedad que defiende la muerte, que basará la vida en la utilidad superflua de las personas.

Utilidad y Valor

Sin embargo, lo más valioso no es útil. ¿Qué perdura más en tu memoria, los paseos con tus abuelos o la cama en la que has dormido durante tu niñez? Lo más valioso se mantiene en tu memoria y forma parte de tu ser, y eso no se paga con dinero.

Dice Santa Teresa que la imaginación es la loca de la casa, y hoy quiero enloquecer imaginando un mundo en el que la vida y lo valioso que hay en ella sea el centro del mundo. Que el amor al poder, al dinero, a las posesiones y los datos no acabe con lo que realmente merece la pena: la persona y su humanidad para con los demás.

image_pdfimage_print

5 opiniones en “Bien pagao’”

  1. Muy bonito como siempre .
    ha traído a mi recuerdo el libro de Rosa Montero del mismo nombre Teresiano “la loca de la casa” un viaje interior Narrado con gracia
    Palabras las tuyas que invitan a reflexionar
    Muchas gracias Carolina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.